martes, enero 19, 2010

Tu amigo electrónico


A menudo recibo correos con una “invitación” electrónica. Alguien (amigo, conocido o desconocido) quiere que me apunte a su lista de amigos. Nunca se tienen bastantes amigos, pero a mí la amistad electrónica enredada… me da repelús. Y hace tiempo que borro esos mensajes sin abrir.
Me acuerdo de aquella máquina de regalos sorpresa con forma de mono que detectaba tu presencia cercana y sonaba con voz enlatada: “¡Ho-la, soy… el mono!, ¿quieres ser mi-amigo?”. Algunos metían la moneda, giraban una rueda y recibían una especie de supositorio gigante, una vez vi cómo alguien abrió el supositorio y consiguió un llavero, y otra vez cómo otra persona consiguió… otro llavero.
Cuidado, no llamo monos ni abrazallaveros a los facebookeros o a los twitteros; estoy seguro de que los conectados a estas redes pueden ser muy felices. Tampoco quiero presumir de rarezas y no me siento perseguido (ergo bienaventurado) por Facebook, Twitter, Tupper (-ware) o cualquier familia electrónica o envasada. Pero sí me parece que se juega con la palabra “amigo”, como en la grabación del mono.
Tengo "0 amigos" en Facebook. ¿Se puede tener "0 amigos" también en Twitter? Ni siquiera sé si me reconocerán que se puedan tener "0 amigos" sin registrarse previamente en una de estas redes sociales.
Encuentro demasiados paralelismos entre las nuevas redes sociales y las clásicas redes de arrastre. Por más que a estas últimas les añadan salidas para tortugas como yo.

P.D.: La imagen está sacada de aquí.

8 comentarios:

Hipolipo dijo...

Yo tengo que confesar que tengo una cuenta en casi todas las redes sociales.
También decir que estoy en paro y que la tele a veces no me entretiene lo suficiente.

ik dijo...

Je suis d'accord. A mi me llama la atención cuando en facebook veo "Pepe y Juan son ahora amigos", y los tales Pepe y Juan son de mi cuadrilla. Yo tengo cuenta, pero no me convence.

Leandro Pérez Miguel dijo...

Josean, un post tan mono como éste debería ser moneado. Como todavía no existe esa web, lo he meneado:

http://meneame.net/story/tengo-amigos-facebook-puede-tener-amigos-tambien-twitter

Quería ser amigo tuyo en Facebook, pero veo que me quedaré con las ganas...

Ander dijo...

Al principio, Facebook y Twitter me parecían dos maneras de perder el tiempo con estupideces. Pero he aprendido a manejarme, a filtrar, a seleccionar, y ahora estoy encantado. El asunto, Eresfea, es que sirven para mucho más que hacer amiguitos y mandarse mensajes bobos. En pocas semanas aprendes a cribar.

Para mí, Facebook y Twitter son, sobre todo, lugares de recomendaciones valiosas.
En esas redes sigo a periodistas, viajeros, escritores, editoriales, revistas, librerías, documentalistas, cineastas, profesores universitarios, y todos los días recibo sus recomendaciones, sus enlaces. Me meto en las que me parecen atractivas, y acabo descubriendo muchas de las lecturas más interesantes del día: entradas de blogs, reportajes, noticias de medios a los que yo nunca llegaría... Dentro del océano de internet, las recomendaciones de gente fiable te ayudan a descubrir las mejores piezas.

Facebook y Twitter también sirven para divulgar actividades interesantes. Sigo la pista a periodistas, blogueros, viajeros, músicos, editores, a mucha gente que me interesa, y de las que apenas tendría noticia por otros medios. Me entero de sus reportajes, de sus libros, de sus charlas, de sus presentaciones, de sus apariciones en otros medios, de las entrevistas que les hacen no sé dónde... Yo también reboto mis actividades: dejo enlaces a los reportajes que publico, doy avisos de mis proyecciones, tengo un puñadico de lectores de mis libros a quienes no conozco en persona pero andan al quite de lo que saco, invito a la gente a que venga a una charla en el autobús...

Claro que pueden convertirse en redes de arrastre, pero si las manejas con un poco de habilidad, son herramientas muy interesantes.

Si alguien confunde los contactos que tiene en esas redes con "amigos", porque Facebook ha decidido llamarlos así, ése es su problema. Pero no invalida las ventajas de estas redes.

Saludos de un converso (he estado a punto de escribir que tú serías un feisbuquero y un tuitero estupendo, valioso para mucha gente, y que tú mismo sacarías muy buen provecho a estos asuntos; pero eso ya se acercaba al proselitismo, así que no lo voy a escribir).

Ander dijo...

Anda, me acabo de encontrar en las redes con una recomendación para leer este texto tuyo.

ANONETOY dijo...

Extraño a mi mascota virtual...

Sergio dijo...

Los contactos de mis amigos son también mis amigos.

eresfea dijo...

Sergio, creo que la canción popera decía también: "¡Uh!, vaya lío...".

Ander, dedicas tiempo a documentarte, o a informarte, o... lo que sea en esas fuentes, y me parece estupendo.
Pero me parece aún mejor (el egoísmo bloguero) el espacio que dedicas al cometario razonado en este blog. Muchas gracias.

¡Retruécanos, Leandro! Vivo sin vivir en mí, y en tal medida estoy en Red aunque desde fuera de la Red escriba.

Hipolipo..., pero tú eres la reina de la Red. ¡Un abrazo!