miércoles, junio 24, 2009

Denominación de Origen (D.O.)

Copiado de El Diario Vasco, 23 de junio de 2009.
"Nacimientos del hospital de Donostia" (San Sebastián):
El orden alfabético de la lista es mío.
Abdullah. Aimar y Aimar. Aisha. Aitana. Aitor. Ander, Ander y Ander. Ane. Antonio. Aroa. Asier, Asier y Asier. Ekain. Eki. Elaia. Enara. Eneko (que el Word tiende a convertir en enero). Iker. Imad. Iñaki. Irati. Izan. Janire. June y June. Izaro. Labrit. Leire. Luka y Luka. Markel. Maddi. Martín. Mikel. Nerea. Oihan. Sokaina. Unax y Unax.
Tres Ander, tres Asier; dos Unax, dos Luka, dos June, dos Aimar... Podría hablar de normalización lingüística, del gusto por los nombres de dos sílabas (tengo la manía de que no imprimen carácter si no son agudos –y así suman tres sílabas-), de la presencia árabe, del descubrimiento de nombres que jamás escuché… Pero ante la nómina, pienso en mi propio nombre, comprendo que nací en el mismo lugar (aunque unos años antes) y hasta siento cierta satisfacción (llena de sílabas) por el nuevo exotismo de mi nombre perfecto para lehendakari.

P.D.: Copiado el 24 de julio de 2009, día de san Juan Bautista, en El Diario Vasco. "Nacimientos Hospital Donostia" (San Sebastián): Arca. Aroa. Izaro. Jon. Luis. Oier. Oihana. Ohiane.

P.D.2: Leed El nacimiento, de Varlámov, novela breve y tolstoiana, publicada en la editorial Acantilado (2009). Sublime.

2 comentarios:

Jota Efe dijo...

En esta orilla del charco, nunca me acostumbré a los Washington, William, Yuber, Milton, Johanna, Shirley y un montón más, que para qué voy a mencionar. Los comparo con los nacidos en el Hospital Donostia y, entre ambos grupos, como preciosa flor de invierno, destaca por su belleza y abolengo, ISABEL, hija de Javi y Lola que acaba de llegar al mundo en tierra uruguaya: una elección perfecta (sin despreciar otros gustos, claro).

Nahum dijo...

Jeje, solo te falta comparar esos nombres de nacimientos con los que suele haber en ese mismo diario en la sección de esquelas...

Encontrarás muchos trisílabos y nombres perfectos para nuevo lehendakari, jeje.