jueves, febrero 21, 2008

Fidel Castro, el tres veces muerto (periodísticamente)

Fidel Castro murió hace 19 meses, periodísticamente.
Los medios de comunicación desplegaron sus especiales, agotaron ese perfil con tono de balance que cierra el telón cuando muere un anciano VIP cuyo fin se espera. Los últimos años fueron prolíficos en este tratamiento periodístico: con Arafat, con Juan Pablo II, con Yeltsin, con Pinochet, con Reagan, con Sinatra... Un muerto relevante no puede tomar por sorpresa a los periodistas.
La imagen es, casi, de ciencia ficción. En las "neveras" de los ordenadores, en esos archivos donde se guarda material frío (a la espera de que se caliente por la actualidad de un cuerpo poco templado) esperan los periodísticamente muertos vivientes: García Márquez , Jean-Marie Le Pen, Nelson Mandela... Ahí tenía un archivo (en realidad, miles de archivos repartidos por el mundo) Fidel Castro, el hombre más sano de la Tierra. Pero otros sanos atletas de la historia, como Stalin, el Tarzán Johnny Weismuller o el nadador prodigioso Mao Zedong, se murieron. Quizá por eso la gente ya desconfía de la inmortalidad de los líderes inmortales, y los periodistas, que no son tan tontos como parecen por las mañanas, desconfiaron demasiado. Enfermó Fidel Castro y, mucho antes de que imitara el baile del robot con chándal, los periodistas ya quemaron las reservas del archivo de los muertos vivientes.

Fidel Castro murió hace dos días, periodísticamente.
Ahora Fidel Castro se retira. ¡Cielos! Y de nuevo los periodistas tienen que recurrir al material acumulado en los últimos meses. Los medios de comunicación, tras el despliegue pasado, se acotaron más en su etapa como gobernante, y en los últimos tiempos. Intentaron recabar información de personalidades de izquierda filocomunista o socialista en cada país. Pero la izquierda se quedó un poco mudita en Occidente. En Uruguay, por ejemplo, país exportador de vacas, no dijo ni mu.
Fidel Castro no bailará esta vez, pero su anuncio coincide con el día en que las páginas de espectáculos traen otro baile: el regreso de Thriller y Michael Jackson. ¿Azar? ¿Una cortina de humo? ¿Una estratagema de la CIA?

Fidel Castro morirá pronto: en cuerpo y prensa. Con la tercera muerte periodística se podrá mandar el archivo necrológico, por fin, a la papelera.
Fidel Castro se morirá pronto. Es uno de esos casos en los que el amante (Fidel Castro) separado de su amada (el poder) queda sin coartadas para vivir, y, ¡plof!, en dos días cae como una polilla. Cuando Fidel Castro muera..., ¿qué necrológicas, qué perfiles póstumos publicarán en la prensa?
Algunas tardes, cuando todo está dicho, incluso cuando los periodistas son listos, es complicado ser periodista...

¡Tres muertes! No hay un caso así en la historia del periodismo.

P:D.: "¡Socialismo o muerte!", la arenga. Pues va ser muerte, el destino.

12 comentarios:

mi-tacua-uy dijo...

Afilada esa lengua...o dedos :)
Y te olvidas que dijo que no se iría del poder antes de ver a Bush entregar la banda presidencial.

Caravinagre dijo...

ES cierto, lo dijo. ¿Se cumplirá? Quizás deje de dar guerra cuando Bush deje el poder, quizás sea ese el acicate que le agarra a la vida. Ayer vi "Comandante" un documental de Oliver Stone. Era algo surreslista. Tres días en la vida de Castro.
Una joya del documental:
"Cuando comenzamos la revolución había un 60% de analfabetismo, era un desastre... Hoy en cambio, hasta las prostitutas han ido a la Universidad". -Fidel Castro-.
Cada uno que la interprete como quiera.

Castro/Costra dispara tu mala baba, ¿eh, Erefea?

eresfea dijo...

Algunas hechos son como para afilar las navajas con la lengua, Mitacuauy. Castro/Costra ha dicho tantas cosas en esos discursos infinitos a lo largo de los años... Como para fiarse de su palabra.

Castro/Costra es un ejemplo demasiado evidente/persistente de sinvergüenza, Caravinagre. Los revolucionarios prometieron reconvertir Cuba, por ejemplo, que dejara de ser el burdel de EEUU. Y eso sí lo lograron: se convirtió en el burdel de Europa.

Al Nonino dijo...

Eresfeanismo... revolución en el blog: foto, perfil, más recomendados. ¿Por qué no empezás a subastar libros usados o algo por el estilo?
Abrazo.

eresfea dijo...

¿Viste que simpático e inoxidable quedé en la fotografía? Je, je... En la renovación (lenta), casi confieso mi horóscopo chino. Tentaciones del lado oscuro de la Fuerza, je.
Abrazo.

Caravinagre dijo...

"Castro Costra, Costra Castro, Fidel como Raúl". (perdón, me hacía ilusión).

Por eso lo digo, Eresfea. Por eso lo digo. Él lo sabe. Esa frase que he apuntado es demoledora. También salía en el documental Fidel Castro Júnior. Para mearse de risa, es físico nuclear. Y unas zapatillas Nike que gasta el Comandante... y muchas otras cosas.

Y eso que los revolucionarios y las revolucionarias me suelen caer simpáticos, pero... las ilusiones se desvancen pronto y la realidad asoma con toda su crudeza. No te quito ni un gramo de razón.

Abrazo.
Y... bonito perfilado que te has hecho.

Ander Izagirre dijo...

¿Dónde estará la necrológica de Ariel Sharon? ¿Con la de Elvis?

Merelo dijo...

Fidel ha renunciado a la Presidencia, no al poder.
Sin dudas, un Eresfea más mediático.

eresfea dijo...

Merelo, el que fue a Sevilla..., perdió su silla. Verás, verás qué rápido pasa todo.

J. dijo...

En 1989, visitamos con el colegio Diario de Navarra. Había sobre una mesa, impreso, un especial sobre la puesta en libertad del empresario navarro, secuestrado por ETA, Adolfo Villoslada. Recuerdo que nos impresionó mucho a todos, porque creíamos que éramos los primeros en enterarnos de la noticia. Y sí. Lo liberaron dos días después. Quedé aterrado.


P.D: Tengo preparada una caricatura de Fidel con su chandal.

Paco dijo...

Muchas gracias por el enlace y por tu ayuda. Perdona el retraso. Tú ya sabes. En cuanto a lo de Fidel, recuerdo con vergüenza que pronostiqué su retirada hace... 17 años. Dios mío!

Ander Izagirre dijo...

"Socialismo o muerte". Recuerdo las quejas de Bill Bryson sobre el lema fiero del Estado estadounidense en el que vivía: "Libertad o muerte". Él prefería algo menos tajante: "Libertad o poner mala cara", por ejemplo.